Wikileaks y los dinosaurios

debate_periodistas_trascendencia_Wikileaks_Esade[1]Cuando faltando poco días para la Navidad, en una tarde lluviosa y con partido del Barça, se reunen cerca de 300 personas en un acto público en Barcelona es que hay interés. El tema era Wikileaks y los ponentes seis destacados periodistas. Entre ellos Vicente Jimenez, director adjunto de El País, uno de los cinco medios que están publicando la filtración de 250.000 documentos secretos. Wikileaks ha sido una de las noticias destacadas del año 2010 y ha provocado una verdadera revolución en el mundo de la diplomacia, de la sociedad y del periodismo. Su novedad reside en la aplicación de la tecnología internet a una práctica ancestral: la filtración de secretos. Cuando los documentos diplomáticos viajaban en valijas su copia era una compleja tarea logística. En la era de internet, copiar un mensaje y distribuirlo puede ser cosa de un click. Wikileaks es un buzón de internet para depositar documentos secretos que se quieran hacer públicos. La paradoja de estaimagesCAFFA0NE historia es que para hacer públicos estos secretos Wikileaks ha tenido que ponerse de acuerdo con cinco importantes periódicos, unos dinosaurios de la era analógica que necesitan papel, impresión y distribución. Wikeleaks tenía la información pero no disponía del conocimiento y de la credibilidad necesarias. Si sólo se hubiese limitado a colgar en su página web los 250.000 cables el impacto habría sido menor. Los cinco periódicos han tenido que crear equipos de redactores especializados para seleccionar la información, verificarla, relacionarla y construir histórias que interesen a sus lectores. La credibilidad e independencia de estos cinco medios ha facilitado también su impacto en el mundo y que se pudiese hacer frente a las presiones de los poderes fácticos. A la vista del resultado obtenido se ha de reconocer dos cosas: nadie a desmentido la imagesCARLM2GUveracidad de los documentos filtrados y la estrategia de hacerlos públicos a través de grandes medios de comunicación ha sido efectiva. Los viejos dinosaurios han sido un vehículo adecuado para hacer públicos los secretos de Wikileaks. Pero esto no soluciona los problemas de supervivencia de los dinosaurios, el sector de la prensa escrita sigue en crisis y tiene pendiente encontrar el modelo de negocio que le permita obtener unos ingresos recurrentes que aseguren su sostenibilidad económica. Para estos cinco medios, Wickleaks ha sido una exclusiva que les ha provocado un aumento de ventas y de gastos, al tener que crear un equipo “ad hoc” para desentrañar la maraña de cables.  Tampoco está nada claro el modelo de negocio de Wikileaks, que no ha cobrado de los medios y que, según dice el misterioso Julian Assange, se nutre de donaciones de persones que se identifican con su misión. Su pequeña estructura le permite no tener excesivos costes hundidos pero seguirá necesitando buenos periódicos y periodistas para poder dar a conocer sus filtraciones de documentos confidenciales. Todo un ejemplo de estrategia colaborativa entre el mundo analógico y digital.

Did you enjoy this post? Why not leave a comment below and continue the conversation, or subscribe to my feed and get articles like this delivered automatically to your feed reader.

Comments

No comments yet.

Leave a comment

(required)

(required)